1 de octubre de 2014

Todo parece indicar, porque de momento no tenemos constancia de ello, que mañana se celebrará un pleno extraordinario y urgente para tratar el tema de la  modificación de la obra del deposito número 2 por parte de la empresa concesionaria del servicio de abastecimiento de agua potable, la antigua Aguages que hoy se llama Hidraqua. A lo largo de la mañana tendremos que recibir la convocatoria sí finalmente es así.
Esta propuesta de modificación ya la llevó el PP al pleno del 4 de agosto y no fue aprobada porque al pleno faltaron 4 miembros del equipo de gobierno del PP y el resto de grupos políticos votamos en contra con sobrados argumentos para ello.
La modificación de este proyecto supone un incremento del precio del nuevo proyecto en 128.069,27 €, es decir, más de un 20% del precio inicial, por un error de Hidraqua. A nuestro entender el proyecto no debería haberse modificado sino que debería haberse redactado uno nuevo.
Ya hemos hablado largo y tendido sobre la concesión de la prorroga por vía de urgencia a Hidraqua, denunciando públicamente todas las posibles irregularidades en el proceso, también hemos exigido al equipo de gobierno la fiscalización absoluta de todas las inversiones que Hidraqua se comprometió a hacer en las instalaciones municipales y la red de agua potable, inversiones que eran urgentísimas. Hay que recordar que han pasado más de 3 años desde que se aprobó la prórroga en 2011, meses antes de elecciones. A día de hoy una de las obras más necesarias, la cubierta del deposito número 2, esta paralizada desde hace ya tres meses en gran parte por la total incompetencia del equipo de gobierno que lidera Rafael Serralta. En absoluto son incompetentes, pero sí lo es su gestión en muchas cuestiones, precisamente las que más afectan a los servicios básicos municipales.
Era muy sencillo, Hidraqua presenta un proyecto para cambiar la cubierta, después la dirección de la obra (no es la misma que redactó el proyecto) se da cuenta que se necesita ejecutar mucha más obra de lo pensado inicialmente y ello va a suponer un incremento en el precio ¿Qué haría cualquier mortal ante esta situación  en su empresa, en la cual deciden varios propietarios? Primero comprobar que efectivamente Hidraqua no se ha sacado esa modificación de la manga y cuanto menos exigirle todas las explicaciones pertinentes. Seguidamente, y que con carácter de urgencia, presentaría el proyecto modificado al consejo de administración para su aprobación antes de iniciar las obras y no al revés, cuando las obras ya están a medio hacer y paralizadas dos meses, máxime cuando se trata de una instalación que es totalmente necesaria para asegurar el abastecimiento del agua en el caso de una avería en el deposito número 1.

Visitamos la obra a petición nuestra hace unas semanas y todo lo contemplado en la modificación que pretenden aprobar mañana ya esta hecho, a pesar que Mª Amparo Pina dijo en pleno que nada de lo contemplado en el nuevo proyecto se había ejecutado. Increible pero cierto.

Las obras se tienen que terminar, eso es indiscutible. La cuestión es quién asume ese incremento del precio. Desde nuestro punto de vista es Hidraqua quien debe asumir la responsabilidad de su error y responder por los presupuestos que presenta. Esa es la discrepancia en este tema. El PP por contra prefiere optar por el “sí bwana” a todo lo que dice Hidraqua.

La única razón para que se celebre un pleno extraordinario y urgente, teniendo en cuenta que el lunes hay pleno ordinario, es que Juan Valls se va a la India el viernes y no podrá asistir el lunes.

Susana Hidalgo

 

Artículo anteriorInformación: “Hacienda certifica múltiples irregularidades en los contratos del Consell con la red Gürtel”
Artículo siguienteEl antes y el después de Mª Amparo Pina

1 Comentario

Dejar respuesta

Por favor, introduce un comentario!
Por favor, introduce tu nombre