ua.jpg La deuda de 75 millones acumulada por el Consell con la Universidad de Alicante es la que provoca que la institución académica esté rozando los números rojos.
Los 75 millones resultan de la suma de 51 millones correspondientes a las mensualidades no pagadas del año pasado (de septiembre a diciembre), junto a otros 17 millones de la financiación por objetivos del plan plurianual 2003-2007 -que el Consell no paga desde mediados de 2005, todo 2006 y todo 2007-, y el dinero fijado a nivel nacional y autonómico para los complementos docentes por quinquenios, sexenios, tribunales de selectividad y un largo etcétera, todo ello adeudado. Las citadas cantidades están reconocidas por la propia dirección general de Universidad en el balance económico remitido como fin del ejercicio 2007 a la Universidad de Alicante, pero no las ha pagado dejando atado de pies y manos el progreso del Campus.
Los 9 millones que han llegado a Alicante en enero y febrero corresponden a los presupuestos de 2008 para las universidades y que le dota con 114 millones para todo el año, además de una quinta parte de otros 24 millones que se consignan para los cinco campus públicas de la Comunidad. Es un montante muy inferior al de años anteriores porque no incluye ninguno de los parámetros por objetivos que contemplaban los planes plurianuales de financiación hasta el momento. El año pasado concluyó la financiación plurianual de 2003-2007 y no se ha firmado el nuevo plan.

Artículo anterior
Artículo siguiente

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce un comentario!
Por favor, introduce tu nombre