La reforma consistirá en prohibir fumar en todos los espacios cerrados públicos especialmente locales de ocio y hostelería.

En 2005 se aprobó la Ley 28/2005 que supuso la prohibición de fumar en lugares de trabajo y en centros y actividades culturales o deportivas.

En los lugares de hostelería y de ocio, se estableció que los locales de 100 m2 tenían la opción de habilitar zonas para fumadores. Los negocios menores de esa superficie podrían optar entre permitir fumar o no.

¿Qué beneficios ha aportado esta normativa de 2005?

• Más de un millón de personas dejó de fumar en España los dos primeros años de vigencia de la Ley (una reducción del 8%).

• Los infartos se redujeron un 11% en hombres y un 9% en mujeres en un año.

¿Por qué cambiar la ley para prohibir fumar en todos los espacios cerrados públicos?

Argumentos sanitarios: El tabaco es la primera causa evitable de enfermedad, invalidez y muerte prematura en el mundo, según la OMS.

• En España mueren cada año alrededor de 50.000 personas por enfermedades derivadas del consumo de tabaco. De ellos entre 1.000 y 3.000 son fumadores pasivos.

• El consumo de tabaco está vinculado a la aparición de unas 30 enfermedades, entre ellas 10 tipos de cáncer, y siendo la principal causa de más de la mitad de enfermedades cardiovasculares.

Argumentos económicos: Los espacios sin humo no perjudican a la hostelería.

• Desde 2005 una mayoría de estados (Francia, Italia, Reino Unido, Portugal, Holanda, Bélgica, Noruega, Suecia, etc.) prohibieron totalmente el consumo de tabaco en espacios públicos cerrados. En EEUU la normativa ya era más restrictiva antes de 2005. Conforme a la experiencia acumulada de estos países, estas medidas no han supuesto ningún perjuicio económico en el sector de la hostelería y el ocio.

• En Reino Unido, la norma entró en vigor en 2008. Los datos oficiales revelaron que la apertura bares creció un 6% y un 14% la de locales 24 h.

• En Italia una encuesta reflejó que el 9,6% de la población acudía con más frecuencia que antes a bares y restaurantes. La Federación italiana de hostelería ha reconocido que no tuvieron perjuicios económicos.

• En Nueva York, un año después de la prohibición de fumar en todos los lugares de trabajo y de hostelería (2003), las ventas en los restaurantes y bares crecieron un 8,7%, el empleo aumentó en 10.600 puestos de trabajo.

Si todos los locales están en la misma situación, los clientes seguirán acudiendo a los mismos, y será imposible la competencia entre locales por este motivo, tal y como sí ocurre actualmente.

Reducir los costes sanitarios vinculados al tabaquismo supone ahorrar 7.695 millones de € anuales sólo por las cinco principales enfermedades asociadas.

¿Qué opinan los españoles?

Datos ofrecidos por el Eurobarómetro presentado en marzo de 2009 por la Comisión Europea:

• El 81% de los encuestados españoles se muestra a favor de la prohibición de fumar en lugares de trabajo.

• El 69% apoya la prohibición de fumar en restaurantes.

• El 60% a favor de prohibir en bares y discotecas.

La evolución social, la evidencia científica y los beneficios que ha generado en la salud la actual ley, hace plantearse continuar avanzado con nuevas propuestas para mejorar y proteger la salud de los ciudadanos.

Artículo anterior
Artículo siguiente

1 COMENTARIO

  1. Antes se tendría que haber hecho. Nunca entendí aquella primera ley antitabaco que se quedó a mitad de camino.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce un comentario!
Por favor, introduce tu nombre