Que Maite Parra le ha hecho y que  está haciéndole mucho daño a Ibi, ya lo sabíamos muchos ibenses desde hace tiempo, los que no se daban por enterados eran Juan Valls y el CDL.

Una vez elegida por el pueblo, en la pasada legislatura con mayoría y en esta con minoría, lo que verdaderamente ha permitido a Maite Parra y al Partido Popular hacer tanto daño, es decir, tapar todas las presuntas sinvergüencerias de Maite Parra, Miguel Ángel Agüera, José Antonio Onsurbe, Ana Sarabia y más de uno que se va escapando de la quema, han sido todos los concejales que han ocupado y ocupan los escaños del pleno bajo las siglas del Partido Popular, que le dieron el voto para que fuera alcaldesa, desde el primero al último. Unos por no perder el sueldo, otros por desconocimiento, otros por cobardía y otros por razones que no alcanzo a imaginar.

El Partido Popular  de la Comunidad Valenciana también ha sido cómplice absoluto, ya que la colocó en la lista de diputados/as a las Cortes valencianas, y no me creo que no sabían con quién trataban. A la vergonzante cantidad de imputados del PP en las Cortes Valencianas me remito.

El Partido Popular de Ibi no debe de contar mucho, ya que me consta que en todos los partidos hay muchas personas decentes y con sentido común, pero es lo que tiene pertenecer a un partido con muy poca o casi nula democracia interna, que tu opinión no cuenta. Deben de estar quebrándose la cabeza para conseguir cargarse a Maite Parra y que su partido siga gobernando, pero deben de pensar, si son coherentes, que Maite Parra y el Grupo Municipal del Partido Popular es un matrimonio de los de antes, para toda la vida, se han apoyado y se defiendido en lo bueno y en lo malo, y eso les ha convertido en juez y parte.

Maite Parra lidera la peor gestión municipal de la democracia, una gestión podrida por presuntas corruptelas, un servilismo político con la Generalitat que nos ha llevado al mayor endeudamiento de la historia y al detrimento de los servicios más básicos, como es el de ambulancias SVB 24 horas. Maite Parra ha sido y es la persona que menos respeto ha tenido por la institución que representa, por los grupos de la oposición y por la ciudadanía ibense. Es la líder política que más vergüenza ajena ha producido en propios y extraños, por sus salidas de tono, su irresponsabilidad, su despotismo y su mala educación.

Pero Maite Parra no está sola, está avalada por el incondicional Juanjo Santoyo, Rafael Serralta, Mª Amparo Pina, Sara Díaz, Fuensanta Carrillo y así hasta los diez concejales que suman el Grupo Municipal del Partido Popular actual.

Todos y cada uno de ellos no sólo apoyan que Maite Parra haga y deshaga a su antojo,  además asisten impasibles a los recortes brutales del PP valenciano, a la poca vergüenza de Maite Parra al no defender los intereses de los ciudadanos ibenses en las Cortes valencianas en materia social. Sirva de ejemplo el recorte al Taller Ocupacional, los recortes y el copago para los dependientes y sus familias, los recortes en  la Sanidad Pública que puede recortar vidas, etc. Ya no vale eso de que son nuevos, de que no sabían dónde se metían, de que no están de acuerdo con muchas de las decisiones que toma Maite Parra pero no pueden hacer nada,… el victimismo de los cómplices no puede conformar a nadie, porque estamos hablando de la calidad de vida de las personas (en algún caso de la propia vida) y de sus expectativas de futuro, de democracia y de respeto.

Todos y cada uno de ellos y de ellas la acompañan en todas sus decisiones, la defienden y la apoyan. Señora Mª Amparo Pina, hablando de Urbanismo, ¿no me diga que no se ha dado cuenta, porque no se aclara, del terrible abuso del Alamí? En temas de Hacienda, señor Serralta, ¿no hay ningún interés en averiguar por qué se pagan facturas falsificadas? Será porque hay mucho que esconder. Tampoco explica usted a la ciudadanía por qué la auditoría esta incompleta (se les han negado a los auditores ciertos expedientes). ¿Por qué no se adelanta en temas de contratación como es el servicio de limpieza viaria y recogida de basuras? Lo que le faltaba era asumir Fiestas y Tradiciones: ahora si que va a adelantar faena. Señora Fuensanta, ¿se ha preguntado usted por qué no hay dinero para arreglar y ampliar el Colegio de Educación Especial Sanchis Banús y sí para la el faraónico complejo de la Ciudad de las Ciencias y las Artes de Valencia, costeado con dinero público con un presupuesto original que no llegaba a los 200 millones de euros y lleva cosumidos más de mil? Señora Sara Díaz, con qué cara defiende usted a Maite Parra en el tema del recorte del servicio 24 horas de ambulancia SVB si sabe que se salió de la votación en las Cortes valencianas para no votar a favor del restablecimiento del servicio de emergencias? Señora Gloria Llinares, ¿se ha dado cuenta ya de que el Museo del Juguete se abrirá cuando a Maite Parra le convenga  y que se han olvidado completamente de que vivimos de la industria? Y así podríamos hacer un repaso por todos y cada uno de los concejales del PP. Todos y todas levantaron la mano para privatizar Radio Ibi, para subir el agua, para subir los impuestos, para destinar los recursos para rebajar deuda y no crear puestos de trabajo….

Es decir, ahora, ante la renuncia de Juan Valls al regalo envenenado que le entregó intencionadamente el Partido Popular, hay una nueva oportunidad real y democrática de decirle al equipo de gobierno del PP ¡ BASTA YA! Tendríamos que ser capaces todos los grupos de la oposición elegidos democráticamente en las últimas elecciones y que somos mayoría, de aparcar diferencias políticas, que las hay, y sentarnos tranquilamente en torno a una mesa y poner todos los puntos en común que necesita este pueblo que tanto queremos todos, buscar la mejor de las soluciones y trabajar con mucha responsabilidad a contrarreloj, solo y exclusivamente por responsabilidad personal y política. Deberíamos de ser todos capaces de fijar unos mínimos, trabajar por ellos y gobernar hasta las próximas elecciones. Por nuestra parte vamos a hacer todo lo posible y sobran las tonterías y los discursos ridículos.

Artículo anteriorUna nueva oportunidad
Artículo siguienteEscaparate: “El PP, con la pelota en su tejado”

7 COMENTARIOS

  1. Me parece una exposición del tema muy clarificadora. Hace falta, mucha falta, entrar en esta casa y limpiarla de dentro a afuera. Son muchos años de ocultismo a la población, muchos años de creernos todo lo que nos decían y eso ya está bien. Especialmente el Sr Valls debe estar a la altura de la situación y dejarse de pamplinas, que es lo que ha hecho estos más de dos años. Como se dice hace falta un Gobierno de Transición que devuelva la gestión transparente al Ayuntamiento. Falta poco para las elecciones municipales, apenas año y medio, y entonces la ciudadania podrá comparar entre una gestión y otra.

  2. Así acurre todo, nadie pudo parar a Hitler, nadie pudo parar a Musolini, nadie pudo parar a Nicole Ceauşescu
    el que fuera secretario general del Partido Comunista Rumano desde 1965 hasta su ejecución, en 1989, no le faltaba modestia; se autodenominaba «Genio de los Cárpatos» e incluso en contra de su visión antimonárquica, usaba un cetro. Cuando en 1974 decidió que no le bastaba el cargo de secretario del Partido y quería el de presidente, se explicó diciendo: «Un hombre como yo nace cada quinientos años».

    Tampoco quería el mal para los suyos; exigió que su esposa (medio analfabeta) formara parte de la Academia de las Ciencias de New York y el Instituto Real de Química y que su nombre apareciera en todas las investigaciones científicas de Rumanía. Mientras tanto, su hijo, también «publicó» diversos volúmenes sobre física nuclear. La guinda a su excentrícidad la puso con el descomunal palacio, tan grande que el actual parlamento sólo ocupa un 30% de su espacio
    . He puesto un ejemplo comunista para que quede claro que no es una cuestión sólo de ideología, los extremos se tocan, sino de personas. Las personas tienen nombre y apellidos,estoy de acuerdo contigo Susana, no vale eso de “no podiamos con ella” porque hay que contestarles pero ella si que pudo con vosotros, por el sueldo, o por amistad o por figurar, o por tonto.

  3. Hay veces no nos paramos en las cosas más evidentes y necesitamos que nos las acentúen. “Que Maite Parra le ha hecho y que está haciéndole mucho daño a Ibi, ya lo sabíamos muchos ibenses desde hace tiempo, los que no se daban por enterados eran Juan Valls y el CDL” Bravo Susana, bravo, con esa frase ya tenías todo el artículo ganado, aún así, las argumentaciones del texto tampoco desmerecen, al contrario, terminan de clarificar el asunto.

  4. Enhorabuena Susana, a veces hay que mostrar lo evidente, que en un lugar serio no sería necesario pero aquí si.

    ¿Pero realmente se habrán dado cuenta? ¿habrán caído del burro?, a mí me quedan grandes dudas, esto de la estrategia ante el electorado, esto de dar pasos medidos para unas próximas elecciones me huele a chamusquina.

    No hay que ser muy despierto para llegar a América, ya llegó Américo Vespuccio y nos la cartografió.

    Lo dicho, Susana una vez, más gracias por tu elocuencia

  5. Completamente de acuerdo, se puede decir de otra manera, pero quizá no más claro.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce un comentario!
Por favor, introduce tu nombre